Es una cafetería emblemática que forma parte del imaginario carioca desde hace más de cien años. Fue fundada en 1894 por los portugueses Joaquim Borges de Meireles y Manoel José Lebrão. Lo primero que llama la atención es su arquitectura y decoración: una expresión de la Belle Époque a fines del siglo XIX. Aunque también luce detalles propios del art nouveau, como los espejos traídos de Amberes, la claraboya en el techo, la iluminación y los muebles de madera. Es ideal para tomar desayuno y su repostería (las tartaletas de natilla son las más solicitadas) goza de igual fama.

¿Dónde? Rua Gonçalves Dias 32, Centro

Teléfono: +55 21 2505 1500

Más información aquí.

 

Si visitas este lugar, compártelo en tus redes gracias a la Cobertura Internacional de Claro.

Crédito de imagen: Wagner Pinheiro

También puede interesarte

Churrascaría Majorica

Río ha sabido entender también las migraciones culturales. A mediados del siglo XX, oleadas de españoles llegaron a Brasil. Como los hermanos Francisco y Bartolomé Bou, que abrieron esta churrasquería en 1961.

Aprazível

La cocinera Ana Castilho usa la nostalgia como un ingrediente emocional para su carta.

Olympe

Thomas Troisgros, mantiene el legado de sus antecesores: comida y técnica francesas con insumos cariocas y del trópico.

Térèze

La inspiración proviene del Brasil colonial, en el que se mezclan influencias y raíces africanas e indígenas; por ejemplo, usan maderas tropicales para el piso y fibras naturales de coco y plátano para el interiorismo.