Muchos nombres para el mismo espacio. En 1868, cuando recién se había construido, se llamó Plaza de la Estrella debido a una particular piedra que parecía esculpida para lucir ocho puntas. Posteriormente, en 1889, una estatua de Simón Bolívar le dio un nombre homónimo a la plaza. Seis años después, un filántropo ecuatoriano, Manuel Suárez Seminario, regaló dos piezas arquitectónicas de estilo francés y la plaza tomó su segundo apellido. Hace más de una década, un centenar de iguanas, provenientes de los viveros contiguos, y sus más tercos habitúes, hoy le han dado su nombre más popular: Plaza de las Iguanas.

¿Dónde? Chimborazo, La Bahía

Si visitas este lugar, compártelo en tus redes gracias a la Cobertura Internacional de Claro.

Crédito de imagen: guayaquilesmidestino.com

También puede interesarte

Museo Antropológico y de Arte Contemporáneo

Es un escape cultural, de entrada libre y casi diez mil metros cuadrados, que forma parte del proyecto arquitectónico Malecón 2000.

Cerro Santa Ana

No solo es el cerro tutelar de la ciudad, sino que también fue el escenario de un episodio histórico. En la falda del Santa Ana, se produjo la fundación de Guayaquil en el siglo XVI.

Parque Histórico

Perfecto para ir con la familia. Alberga animales silvestres y diversas especies de flora y fauna de la región. Fue construido en 1997, a orillas del río Daule, con un solo objetivo: exponer la historia y cultura de la ciudad.

Malecón 2000

Se ubica junto al río Guayas y es el proyecto que reemplazó al antiguo Malecón de Simón Bolívar. Al mes, más de un millón de visitantes caminan sobre él. Durante el recorrido, uno se topa con centros comerciales, restaurantes y juegos infantiles.