Faltaba un año para que Uruguay fuera anfitrión de la primera Copa del Mundo en 1930 y necesitaba un estadio principal. Ese sería el Estadio Centenario, que se construyó en tiempo récord. Incluso el día de la inauguración, el cemento todavía estaba fresco. Más adelante, en 1975, luego de decenas de hazañas deportivas, se inauguraron las dos plantas del Museo del Fútbol. En la más alta, se encuentra la sala de exposiciones permanentes, y en la inferior, hay un auditorio donde se proyectan imágenes documentales de la construcción del estadio, que fue declarado por la FIFA como Monumento Histórico del Fútbol Mundial en 1983.

¿Dónde? Avenida Doctor Américo Ricaldoni, Parque Batlle

Teléfono: +598 2480 1259

Más información aquí.

Si visitas este lugar, compártelo en tus redes gracias a la Cobertura Internacional de Claro.

También puede interesarte

Escaramuza

Una librería con un café restaurante. Una cafetería con decenas de estantes con libros de editoriales de todo el mundo. De una u otra manera, este espacio en Montevideo seduce a los viajeros con esa mezcla de bohemia, literatura, artes y buena sobremesa.

Castillo Pittamiglio

Imagina una casa que se construyó durante cincuenta años, con múltiples estilos de arquitectura, adornos excéntricos y paredes inacabadas, siguiendo los antojos de su dueño. Ahora imagina a ese dueño, Humberto Pittamiglio, un arquitecto, político y alquimista en Uruguay de inicios del siglo XX. El resultado es el Castillo Pittamiglio.

Teatro Solís

Es el teatro más antiguo de Sudamérica. Cuenta 162 años desde su fundación y, si hacemos cuentas, prácticamente nació con la república de Uruguay. Aquí, se disfruta de la temporada de ópera y espectáculos de música clásica y conciertos de piano.

Plaza Independencia

La plaza fue diseñada por el arquitecto italiano Carlo Zucchi, figura vital en la arquitectura poscolonial temprana. Es uno de los epicentros más reconocidos de la capital uruguaya y es donde se inician todos los recorridos por la ciudad.